En la categoría : Opiniones
Dentro del tema : Clásico del Astillero
Autor del texto : Andy Armanza
Fecha de publicación: 6 Jun, 2023

El BAILE DEL KILLER Y DEL CHAMO SOSA EN EL MONUMENTAL. “Puedes perder contra cualquiera menos contra tu eterno rival”
“Por más oscuridad, el sol siempre sale”.
“Una vez que pruebas la hiel, la miel te sabe mejor que nunca”.

Saludos emelecistas, después de más y algo más lleno de frustración, bronca, decepción, desconcierto y mucha incertidumbre, los emelecistas volvemos a sonreír, a recobrar la esperanza, en otras palabras Emelec después de mucho tiempo volvió a ganar, gustar y golear y para endulzar aún más el reencuentro con la triunfo fue nada y nada menos que en el partido inmortal, en el clásico del Astillero y en el estadio de nuestro archirrival, cuyos hinchas se le pasaban diciendo que nos iban a terminar de sepultar a la serie B en Junio, pero una vez más los barcelonistas se terminaron de tragar sus palabras llenas de soberbia y egocentrismo. ¡LOS BOCONES LA PAGAN CARO!

Sé que todo los azules hemos estado frustrados, tristes, amargados, enojados pero aun así en el fondo de nuestros corazones sabíamos que tarde o temprano que está nefasta mala racha se iba a terminar y mejor momento para que esto ocurra imposible. ¡POR ALGO SE DAN LAS COSAS!

Antes, durante y después del clásico

Antes.- Hace exactamente una semana Emelec seguía en una mala racha de 9 partidos sin ganar tras un desagradable empate sin goles ante Guayaquil City en el Capwell lo que indicaba que el club parecía no despertar y que teníamos que rogarles a los Santos, al Sol y que nunca más llueva para no descender y que en el clásico un empate sería como un triunfo, lo único bueno es que no teníamos más bajas en la nómina de jugadores ya sea por lesión o suspensión, pero el entrenador Miguel Rondelli que aún sigue en el limbo aparentemente, todavía tenía un partido de suspensión y requería la presencia en el área técnica de un histórico del club Kléber Fajardo, como era costumbre el pavolonismo digo barcelonismo ya festejaba antes de tiempo asegurando que iba a repetir lo del 26-10-1980, 4-11-2012 y 15-05-2016 y como cereza de un amargo pastel amarillo con negro los hinchas emelecistas cansados de tantos malos resultados fueron a presionar a toda la gente de Emelec en la concentración azul en Samanes. ¡ERA GANAR O GANAR, MATAR O MORIR!

Durante.- Llegó el día tan esperado, el del sí o sí, el clásico del astillero No. 232, el primero de este año y el primero de la actual dirigencia (José Pillegi) dónde Emelec una vez más se preparaba para demostrar una vez más que dónde se habla más duro es en la cancha y que jamás se debe subestimar a tu rival de turno, clásico es clásico, Emelec comenzó desde el primer minuto buscar el partido sin quizás tener un fútbol vistoso ni una identidad de juego definida pero con garra, con determinación, a como dé lugar salir del fango futbolístico dónde estábamos antes del clásico dónde a pesar de nuestra ya mal acostumbrada falta de definición, se lo hizo revolcar varias veces a Víctor Mendoza, sin embargo el Bombillo mantuvo sus mismas falencias en el medio campo y defensa, así como comenzó el partido terminó el primer tiempo (0-0), para el segundo tiempo se mantuvo la misma dinámica no obstante a todos los azules se nos fue el alma por un momento cuando Cristian Valencia cometió una evidente falta penal contra Janner Corozo, pero el alma nos regresó cuando Damían Díaz una vez más poseído por el fantasma de Hernán Galíndez tiró el penal hacia el olvido y la frustración de los amarillos, desafortunadamente un error de defensa puso en efecto la ley del ex, cuando Lucas Sosa puso el 1-0 y el emelecismo la vio negra, pero lo mejor para Emelec en el último cuarto de hora del partido, incluyendo los adicionales, un doblete de penal de Miller Bolaños y un gol del Chamo Samuel Sosa ( que al principio lo querían anular) marcó la primera victoria emelecista en el estadio de Barcelona en cuatro años desde el 3-0 del 20 de Octubre del 2019. ¡SILENCIO MILLERMENTAL, DIGO SILENCIO MONUMENTAL!

Después.- Terminó el partido, los hombres de Rondelli (Quién dirigió el partido desde la suite), festejaron en el gramado del monumental hasta más no poder, en medio de insultos, lanzamientos de objetos y hasta de bengalas por parte los simpatizantes de la hinchada del equipo vencido, los jugadores azules en compañía del cuerpo técnico y dirigentes festejaron en el camerino con el eterno signo de 3, los pavos enfurecidos armaron tremendo relajo hasta el punto de querer agredir a sus propios jugadores, cantando el típico canto himno de las hinchadas molestas y decepcionadas “Que se vayan todos, que no quede ni uno solo”, causando la renuncia de su propio entrenador, los antes ídolos amarillos ahora son considerados parias futboleros por sus propios hinchas, el crédito del presidente torero Alfaro Moreno en rojo, dando origen a un muy tenso y convulsionado entorno, los mismos hinchas amarillos con micrófono muertos del coraje y de la vergüenza, haciendo una especie de remember del 2006 dónde ganando 3-0 en ese mismo estadio con el show de Mondaini y Escalada, se fue hasta el “perro”, no obstante aún no es momento de celebrar más de lo normal, se ganó el clásico sí, pero recordemos que la primera etapa se perdió hace rato, en Copa Sudamericana estamos todavía en veremos, así que más que nunca los azules debemos estar unidos para recuperar el tiempo perdido, dejar definitivamente la parte baja de la tabla de posiciones y porque no soñar con un nuevo campeonato, pero depende de todos los que hacemos Emelec lograr algo en este 2023.

¡EMELEC MÁS VIVO QUE NUNCA!
¡EL MONUMENTAL FUE CONSTRUIDO PARA LA GLORIA DEL CLUB SPORT EMELEC!
NOS QUERÍAN “HUNDIR” PERO LOS QUE SE HUNDIERON FUERON OTROS, JAMÁS SUBESTIMES A TU OPONENTE

¡TE ACUERDAS Y TE DUELE, DESDE AHÍ NO VOLVIERON A SER LOS MISMOS!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.