Califica este post

El armador salvó al – Ballet” frente a Barcelona y Azogues, pero no está conforme. Ahora quiere meterlo a liguilla.”Travesura” ha sido acusado de pelear con Juan Urquiza, escaparse de las concentraciones, llegar con olor a licor a entrenar, pero lo que hace fuera de la cancha lo borra con goles adentro.

Hay quienes por su talento tienen el privilegio de vivir bajo sus propias leyes, quienes nacieron con estrella se mueven siguiendo sus consignas, pues con un gol en el momento preciso, justo cuando el equipo se muere de sed, borran su pasado con una pincelada que nace de un botí­n, y da de beber de la copa de la gloria a la hinchada, dirigentes y al resto de la plantilla.

Esta parece ser la ideologí­a que ha adoptado por largo tiempo Armando Paredes. “Mi filosofí­a es no dejarme de nadie nunca. A mí­ nadie me doblega, ni nadie me somete”, indica el volante, quien confiesa que su actitud se debe a que tiene sangre 100% vinceña.

“Yo salí­ así­ por mi abuelo, Aquiles. Él es abogado y siempre ha peleado por la familia”, revela con orgullo – Pelota”, como se conoce al armador en su natal – Parí­s Chiquito”.

“Yo recuerdo mucho una novela, “Pura Sangre”, en la que actuaba un señor que viví­a en el campo y era muy recto. Así­ era mi abuelo, todo el mundo le hací­a caso y así­ somos los Paredes”, agrega, tras lanzar:  una mirada desafiante.

Al llegar el uruguayo Mario Leguizamón al – Bombillo”, a Paredes le fue retirada la casaquilla número 10. Esto le afectó al – Travieso”, quien se esforzó para recuperar la “zota”. “Me molestó un poquito. La verdad, cosas como esas sí­ incomodan, después me dieron la 18 y luego otras, mas ahora recuperé la zota, pero no hay rencores, esas son situaciones que pasan en el fútbol”, confiesa este amante de bañarse en el rí­o Vinces, quien además afirma ser arriesgado dentro y fuera del campo de juego.

“Yo soy de los que me baño en el rí­o con boyas y me nado 1.000 metros. Me lanzo del puente colgante que hay allá, pero solo nado libre, no mariposa”, comparte riendo tras especificar, para evitar confusiones.

“Nadar es lo primero que se aprende en Vinces.:  Mi papá me enseñó a los cinco años”, recuerda – Pelota”.

Paredes ha demostrado ser multifacético, desde promover una campañas electorales, hasta actuar en telenovelas y en series se lo ha podido ver.

“La verdad es que las cámaras me siguen”, bromea. “Aparecí­ en un capí­tulo del “Secreto de:  Toño Palomino” y también en uno de “Súper Espí­as”. De todo hago”, acota.

El mediocampista ha convertido goles importantes, que han desenterrado las posibilidades de clasificar a liguilla que tení­a Emelec, al marcar el gol del triunfo (1-0) ante Barcelona en el Monumental y frente al Azogues consiguió ubicar a los eléctricos terceros en el grupo “A” con 12 puntos.

Para el Clásico de revancha en el Capwell el volante, quien suma 4 dianas en lo que:  va del campeonato, no se queda corto y promete otra “travesura”. “Siempre hay algo preparado, porque esos son los partidos que me gustan jugar a mí­”.

Sin embargo, es consciente de que para clasificar al hexagonal EMELEC debe ser más ofensivo. “Tenemos que cambiar, porque cuando hacemos un gol nos replegamos, si nos sale el segundo nos aguantamos y eso está mal. Debemos salir a buscar el segundo y el tercero, porque siempre terminamos atrás”, reconoció.

Paredes indica que por ahora está tranquilo y que solo piensa meter a su equipo a la liguilla. “Sé que ahora es momento de cuidarme y trabajar. El primer paso es ganar el Clásico y de ahí­ pensaremos en el Quito y Olmedo”, promete.

Escribe tu comentario usando Facebook