fbpx

El EMELEC eliminado desde la jornada pasada de la Copa Libertadores de América, viaja hoy a Argentina en busca de revancha el próximo jueves ante Vélez Sarsfield argentino, en el cierre de la segunda etapa del torneo continental.

Los jugadores del cuadro ecuatoriano aseguraron a los periodistas que jugarán ante Vélez sin ninguna presión, pero con el deseo ferviente de una victoria para tomarse la revancha de la derrota 0-1 que sufrieron de local en el comienzo de la segunda etapa.

Emelec disputó cinco encuentros, ganó uno y perdió cuatro, por lo que aún ganándole el jueves venidero al equipo argentino, su suerte está definida.

Declaraciones

El cuadro ecuatoriano presentará a los colombianos Luis Rivera, Sebastián Hernández, los argentinos Jerónimo Morales y Lucas Viatri, con excepción del portero argentino ecuatoriano Marcelo Elizaga, que se recupera de una lesión.

Emelec viajará hoy hasta Argentina, y estará acompañado por unos cincuenta aficionados. Si bien, el entrenador ecuatoriano Carlos Torres Garcés no dio a conocer la alineación, es probable que presente la siguiente:

Robert Angulo; Javier Mercado, Facundo Corozo, Giovanny Caicedo, Marco Quiñónez; Silvano Stacio, José Quiñónez, Luis Rivera, Sebastián Hernández; Jerónimo Morales y Lucas Viatri.

Elizaga no viajará con el equipo para jugar ante Vélez

La lesión del portero del EMELEC Marcelo Elizaga le impide acompañar a su equipo hasta tierras argentinas para medir este jueves al Vélez Sársfield, en su juego final del grupo 4 de la Copa Libertadores, que además lo integran Nacional (Uruguay) e Internacional (Brasil).

Robert Angulo, quien ha venido actuando regularmente en el torneo local, será el reemplazante de Elizaga.

Tampoco viajará Michael Arroyo, quien fue expulsado en el encuentro del pasado 10 de abril, cuando el equipo millonario perdió 1-2 con el Internacional; en la nómina no estará Luis Zambrano, porque no se recupera de un desgarro en su pierna derecha que sufrió ante el D. Azogues (1-1), el pasado 7 de abril en el estadio Cawpell.

Con estas novedades el cuadro azul viaja hoy por la noche hasta Buenos Aires y la probable formación que utilizará el técnico será con Robert Angulo; Javier Mercado, Giovanni Caicedo, Facundo Corozo, Silvano Estacio; Carlos Andrés Quiñónez, José Luis Quiñónez, Luis Guillermo Rivera, Jerónimo Morales; Sebastián Hernández y Lucas Viatri.

Vélez, con 8 puntos, necesita de la victoria para no depender del resultado del compromiso entre Nacional (10 puntos) y el Internacional (7), que jugarán en paralelo a las 17:15 (hora de Ecuador), en Porto Alegre.

El pasado viernes se hizo pública una propuesta del ex presidente del Inter, Fernando Carvalho, quien está dispuesto a incentivar económicamente a los jugadores de EMELEC para que logren un resultado positivo ante los gauchos para beneficiar indirectamente a los brasileños, oferta rechazada por los miembros del equipo azul.

8 octubre 1958, Capwell, Emelec 1 (Alfonso Núñez) Barcelona 0, ese resultado al final del torneo determinó que Barcelona como último en tabla de posiciones pierda categoría, pero nunca llegó a jugar en Segunda por el retiro de Unión Deportiva Valdez para torneo 1959

Fuentes: Historia del Barcelona S.C. (1925-2002); Revista Estadio; Diario El Universo.

LA HISTORIA DEL DESCENSO DE BARCELONA SPORTING CLUB

En 1958 por divergencias entre las dirigencias de a la Asociación de Futbol del Guayas y la Asociación de Futbol No Amateur de Pichincha (AFNA) no se disputó el campeonato nacional, quedando únicamente los campeonatos provinciales organizados por cada asociación.

En aquel 1958, Barcelona Sporting Club, encabezado por su presidente Wilfrido Rumbea Rendón, contando con el Ing. Dáger como Director Técnico y una plantilla de jugadores conformada por Pablo Ansaldo, Miguel Esteves, Vicente Lecaro, Luciano Macías, César Solórzano, Carlos Alume, Ruperto Reeves Patterson, José García, Clímaco Cañarte, Gonzalo Salcedo, Mario Cordero, Ernesto Guerra, entre otros, participó decididamente en pos de ganarle el título de campeón del Guayas al Club Sport Emelec que en ese entonces ostentaba el bicampeonato provincial (1956-1957) y el titulo nacional de 1957.

Transcurría el torneo y a pesar de las nuevas contrataciones que tenía el conjunto canario (ya se habían retirado Sigifredo Agapito Chuchuca y Enrique Pajarito Cantos) su fútbol fue un colosal desastre. Los resultados negativos que cosechaba Barcelona poco a poco lo fueron llevando a las últimas posiciones, hasta llegar al precipicio del descenso.

El 08 de Octubre de 1958, se disputó en el Estadio Capwell, un partido de vida o muerte para las aspiraciones toreras de permanecer en la serie A: El Clásico del Astillero. En este encuentro, Emelec alineó en el arco a Cipriano Yu Lee; en la defensa a Jaime Ubilla Alberto Cruz Avila y Raúl Arguello; en la media a Jorge Lazo y Rómulo Gómez, dejando en el ataque a José Vicente Balseca, Américo Castroman, Carlos Raffo, Jorge Larraz y A. Nuñez. Por su parte, Barcelona alineó a Pablo Ansaldo; Miguel Esteves, Vicente Lecaro, Luciano Macías, César Solorzano, Carlos Alume, Martinez, Mario Cordero, Gonzalo Salcedo, Jose Vargas y Garcia.

Luego de un intenso cotejo, Emelec logró imponerse a su eterno rival, venciéndolo categóricamente 1×0, con gol de su delantero Nuñez. Barcelona perdía la categoría en la cancha y le tocaba bajar a segunda. La dirigencia torera y la prensa deportiva de ese entonces se resistía en ver a su ídolo en la serie B. A partir de ese momento, empezaron a hacer gestiones para llevar a Barcelona a jugar el campeonato de 1959 a Colombia, país que aceptó incluirlo en su torneo, pero todo quedó en intentos, pues las cuestiones económicas, en especial de transportación, eran insalvables. Pero un hecho milagroso ocurrió a favor de Barcelona.

Al año siguiente, en 1959, el club Unión Deportiva Valdez desaparece, dejando vacante un cupo en la serie A del torneo, el cual fue aprovechado por los canarios para mantenerse en primera categoría. Pero de que el descenso ocurrió, nadie lo puede negar, porque así lo dice la Historia.

Escribe tu comentario usando Facebook