fbpx
Califica este post

La selección nacional ganó por 1-0, a su similar de Bolivia, en el Atahualpa. El “Polaco” salvó el arco tricolor.

De amistoso no tuvo nada. La victoria de Ecuador 1-0 sobre Bolivia anoche en el estadio Olí­mpico Atahualpa, tuvo todos los ingredientes de un encuentro de carácter oficial, donde ninguna de las selecciones cedió un milí­metro.

Empujones, disputas verbales, faltas fuertes y expulsados dieron un sabor especial al triunfo que consiguió el combinado nacional, con gol de penal de Patricio Urrutia, a los 35 minutos.

Si bien en el campo colectivo, la ofensiva por el sector izquierdo fue lo mejor que mostró el cuadro dirigido por Luis Fernando Suárez, en la parte individual la figura fue Marcelo Elizaga, quien en tres claras ocasiones salvó al conjunto ecuatoriano.

La 1:ª se dio en el primer tiempo cuando le sacó un mano a mano a Augusto Andaveris, la 2:ª fue un remate dentro del área que le tapó a Darwin Peña y la 3:ª al mismo Peña, cuando terminaba el partido.

Las caras nuevas, José Aguirre y Jimmy Brand, no desentonan. Cometieron un par de errores en el primer tiempo, más, estuvieron a la altura del compromiso. Aunque Aguirre no tuvo mucha salida estuvo seguro en la marca, mientras que Brand se proyectó un poco más y ayudó a Patricio Urrutia en la contención. Jairo Montaño tampoco salió al ataque con frecuencia en el primer tiempo, pero mejoró para el segundo.

En la etapa inicial, tras un inicio dubitativo influenciado por la marca ordenada que impusieron los bolivianos, la tricolor cargó su ataque por el sector izquierdo, donde Cristian Lara se juntó con Felipe Caicedo y Christian Bení­tez. Los tres rompieron el sistema defensivo rival.

Incluso, el penal que terminó en el único gol del partido salió de una jugada por ese sector. Bení­tez ingresó al área y cuando iba a rematar, Miguel Hoyos le cometió una falta.

Patricio Urrutia se encargó de convertirlo en anotación a los 35 minutos.
En la defensa, en cambio, un par de descuidos casi terminan en goles altiplanos. La principal a los 41 minutos, cuando Juan Carlos Arce tomó un pase de su arquero Sergio Galarza y quedó frente a Marcelo Elizaga, pero remató desviado.

Suárez buscaba en este compromiso observar el nivel fí­sico de los “europeos” Geovanny Espinoza, Édison Méndez y Felipe Caicedo. Los tres jugadores mostraron una buena resistencia y mientras estuvieron en la cancha no lucieron cansados.

Ya en el segundo tiempo, los constantes cambios le quitaron ritmo al partido. Sin embargo, cuando el balón estuvo en juego se vio a dos equipos luchando al máximo. En ocasiones caí­an en el juego brusco por el afán de apoderarse del control y poco a poco se fueron calentando los ánimos.

Ecuador quiso mantener la posición ofensiva, pero la salida inesperada de Edmundo Zura por lesión cambió la planificación de Suárez. El ingreso de Luis Bolaños prácticamente sirvió para mantener el balón en la mitad de la cancha.

Tras varias decisiones arbitrales polémicas, el técnico boliviano Erwin Sánchez reclamó al juez central y fue expulsado. Luego, el ecuatoriano Álex Bolaños recibió la tarjeta roja, por lo que la tricolor terminó con un hombre menos.

Escribe tu comentario usando Facebook