El 180 uno especial

0
862

Siempre ganar un clásico es y será especial. No hay duda de aquello. Pero este último tuvo un sabor por demás especial. No solo que se redondeo un numero, el 180, sino que además, ocurrió en nuestro segundo hogar. Y con aforo lleno.

Cuantas veces EMELEC se ha dado ese lujo. Sin duda muchas veces, pero eso no significa que deja de ser especial. Por el contrario, estos son los partidos que alimentan la leyenda y engrandecen a los equipos.

No fuimos como favorito, pero con momentos de toque y con un buen planteamiento, lograron los jugadores neutralizar cualquier intento por vulnerar la meta de Elizaga.

Ganar con un estadio lleno y ahogar la fiesta de la hinchada amarilla, que asistió en más de 40.000 completamente gratis es algo que merece ser disfrutado lentamente. Saborear despacio la derrota rival, siempre será mejor.

Pero no hay que marearse. El equipo produjo y lo hizo bien, pero aún tenemos partidos sumamente difí­cil por delante. Esta es una carrera en la que cada partido, EMELEC se juega la vida. Amables lectores, no hay vuelta atrás. No hay pasado y el futuro se edificara cada domingo de partido. Los tres puntos ganados bien pueden ser perdidos con el rival más turro (Azogues) así­ que no debemos marearnos.

A gozar con esa travesura de Paredes, pero a reflexionar que ni aún la goleada mas escandalosa que le propinemos a esas Barcelocas podrá superar la maravilla de un campeonato, así­ que a pensar en grande, amigos, hermanos azules. A pensar en cosas más grandes.

jefes, de los espacios, de la propia mano…

Enlaces recomendados :

  • EMELEC:… una vez más…. GRANDE!!!
  • Vuelve el Mellizo en la caldera
  • <"643873">Encuesta real sobre la popularidad de los equipos ecuatorianos de futbol
Facebook Comments