fbpx

No dudó en señalar como culpable de que EMELEC haya quedado fuera de la liguilla en la segunda etapa al ex técnico del club, el uruguayo Aní­bal Maño Ruiz. El presidente de Emelec, Elí­as Wated, no perderá tiempo para empezar a tomar los correctivos del club de cara al próximo año junto a los dirigentes de la Comisión de Fútbol.

El principal de la tienda azul dijo que Ruiz fue quien pidió los refuerzos para la segunda etapa y la dirigencia cumplió con sus pedidos.

Pero los jugadores extranjeros no rindieron como se esperaba. Algunos de ellos ya abandonaron el club, como son los uruguayos Mario Leguizamón y Gastón Puerari.

Declaraciones

Los que aún se mantienen en el club son el peruano Gustavo Vassallo y el paraguayo Carlos Espí­nola, quienes fueron solicitados por el Maño.
Aní­bal Ruiz debutó como director técnico de EMELEC el 3 de mayo de 2008. Durante su campaña dirigió doce partidos: tres victorias, cuatro empates y cinco pérdidas.

Su cargo le duró tres meses y dos dí­as. Fue separado el 5 de agosto del presente año, después de la derrota ante Deportivo Azogues en el estadio George Capwell por 1-0.

El caso del nacionalizado Carlos Alberto Juárez fue otro, porque regresó al equipo auspiciado por una marca comercial; y el argentino Gustavo Ruiz Dí­az es de la época del ex técnico Juan Urquiza.

El presidente del club eléctrico prefirió no profundizar en el tema de qué jugadores se quedarán y los que abandonarán el plantel, hasta mantener una reunión con los directivos.

“Son decisiones que se van a tomar cuando se revise la nómina de los jugadores”, manifestó ayer el principal en su oficina particular.

Wated, quien se encontraba fuera del paí­s por problemas de salud, reconoció que no se dieron los resultados como esperaban a principios de año, pero garantizó mejorar en todos los aspectos la administración para el 2009.

Aseguró que el club se someterá a una “reestructuración total” porque ya no pueden defraudar a la fiel hinchada que sigue al conjunto eléctrico.

No jugarán en Esmeraldas

La opción que manejó la directiva azul de jugar ante Olmedo de Riobamba en el estadio Folke Anderson de Esmeraldas se descartó. La última presentación azul ante su hinchada se desarrollará el sábado a las 16:00 en su reducto del George Capwell.
El escenario esmeraldeño no ofrece las garantí­as necesarias para el partido. No tiene baterí­as sanitarias en buen estado. Además, si se jugaba allí­ solo se habilitarí­a la tribuna y la cancha, no el sector de graderí­os.

“Es mejor que jueguen en Guayaquil. En Esmeraldas no hay la infraestructura adecuada”, señaló Luis Chiriboga, presidente de la FEF. (APS)

Escribe tu comentario usando Facebook

Emelec emelexista pagina oficial