fbpx

Nos encontramos en la era del alboroto digital y las nuevas tecnologías y el Internet de la Cosas se han integrado en nuestro diario vivir. De a poco, han transmutado el sector empresarial, ganándose un lugar privilegiado en el campo logístico.

En lo que corresponde a los sectores de transporte de mercaderías y, en concreto el transporte terrestre y marítimo son dos de las áreas que más variaciones están experimentando junto a transporte material deportivo y en donde las nuevas tecnologías están tomando más fuerza por las ventajas competitivas que proveen.

Nuevas tecnologías en el transporte de mercancías

El transporte de mercancías a través de carretera ofrece envios seguros y son clave en la economía global. Sin ir más lejos, un 90% de todo lo que consumimos llega a través de la autopista, motivo por el cual se han invertido muchos esfuerzos para convertirlo en un sector más eficiente y sostenible, conservando su gran potencial.

La última tecnología, en la cadena de frío con un registrador de datos autónomo, con conectividad a Internet en tiempo real, que permite hacer un seguimiento de la mercancía. Además, este dispositivo multisensorial incluye varios sensores que facilitan la temperatura de la carga, la humedad y presión. El usuario puede consultar los datos a través de móvil, que también se van guardando en la memoria del datalogger.

Simultáneamente, Accenture y Hyundai están trabajando en un proyecto de transporte inteligente, basado en el Internet de las Cosas, que permitirá a los propietarios de transporte nacional optimizar la carga y en consecuencia ser mucho más competitivos y productivos.

Gracias a la interconectividad de este transporte se podrán realizar previsiones de ruta en función de las condiciones meteorológicas, así como escoger aquellas rutas que permitan ahorrar combustible. Por otro lado, también a partir de los sensores se podrá saber en tiempo real todo lo que ocurre dentro del método de transporte, desde los contenedores hasta el motor.

Por último, dentro del sector del transporte, destacan los contenedores plegables. Aunque no es un ejemplo de nueva tecnología, sí que supone un gran avance en el sector. Día a día son muchos los contenedores que deben viajar con bolsa de cargas y contenedores vacíos; si todos estos se sustituyeran por unos plegables se reduciría el número de viajes y en consecuencia el consumo de combustible y las emisiones de CO2 disminuirían.

Tecnología ITS en el transporte terrestre de mercancías

El término ITS hace referencia a las siglas en inglés de Sistema de Transporte Inteligentes y son las tecnologías basadas en la informática y las telecomunicaciones orientadas a solucionar los problemas del transporte terrestre. La Unión Europea desarrolla desde 2012 el proyecto MUNIN , que quiere ser pionero en el sector de las naves no tripuladas. El aumento del transporte por carretera de mercancías y el hecho que muchos de los accidentes en alta mar suceden por errores humanos, son algunos de los motivos por los cuales se ha apostado por esta opción.

Estas nuevas tecnologías permiten a todos los conductores, particulares y transportistas, estar mejor informados, evitar situaciones de riesgo y hacer un uso más inteligente de las infraestructuras terrestres. Actualmente ya existen tecnologías ITS, como por ejemplo los peajes de cobro automático.

En el caso del transporte terrestre de mercancías, también existen tecnologías que permiten recoger en tiempo real cuál es el tiempo atmosférico o cuál es el estado de las carreteras por las que los transportistas deben pasar. El objetivo pasa por conseguir unos sistemas de gestión aún más eficientes, a la vez que reducir los accidentes de tráfico y aportar soluciones en tiempo real.

Es por esto que se está trabajando para que los camiones estén 100% conectados a Internet, lo que permitirá, por ejemplo, llamar automáticamente a los bomberos o a una ambulancia en situaciones de riesgo, mostrar rutas alternativas para ahorrar tiempo y combustible o localizar aquellas gasolineras más próximas a la posición del transportista.

Queda claro que las nuevas tecnologías y el Internet de las Cosas tienen un amplio potencial en el transporte de mercancías. En un mundo globalizado, la logística tiene su mejor aliado en la tecnología, convirtiéndola en un sector más competitivo, más productivo y más sostenible.

Sin duda alguna, los nuevos avances tecnológicos anteriormente expuestos son solo el principio de la revolución 4.0 en este sector, por lo que tenemos que estar preparados para lo que venga.

Escribe tu comentario usando Facebook