Cuando se ingresa al mundo de las ideas siempre se dice que “no hay idea mala, sino las que aplican y las que no”. Esto sigue siendo verdad excepto cuando quien las formula definitivamente miente a través de ellas.

Ese es lamentablemente del DT de Emelec, quien insiste en indicar sus propias versiones de una verdad inexistente para mantener reos de ideas, sobretodo a dirigentes del equipo que siguen confiando en que esos enunciados algún día sean verdad. Y eso que llevamos más de un año esperando que así sea.

Dentro de las ideas que indicamos tenemos una que se hace cada día más notoria en contra de los intereses del equipo, de su buen juego y del espectáculo que significaba ver al Ballet Azul cuando arrollaba a sus rivales dentro y fuera del Capwell.

LA LINEA DE TRES

Bajo el argumento de ser la segunda mejor defensa del país se mantiene un planteamiento técnico que no solo es muy pobre al momento de defender, puesto que la mayoría de las veces es la incapacidad de los rivales la que hace que fallen, sino que inutiliza a un elemento que fue contratado para trabajar desde la mitad del campo hacia arriba como lo es Romario Caicedo. De esta manera no solo que NO le da seguridad a la defensa sino que pierde potencia en el ataque generando un caos que tiene confundido al mismo jugador.

Ha dejado de utilizar elementos que saben de esa función y que además pueden apoyar a la gestión de los volantes o de Romario cuando el equipo tiene la posesión del balón. Habrá que regalarle los videos cuando en línea de cuatro los laterales apoyaban al ataque. Ahora ni lo uno ni lo otro.

LA POSESION DEL BALON

Otra de las mentiras expuestas en el campo de juego es que el equipo que tiene mayor tiempo el dominio del balón es el que tiene más opciones de ganar. Eso es cierto cuando esa posesión se convierte en opciones de gol pero EMELEC es un equipo inofensivo, tibio y débil al atacar, lo cual se genera por la falta de ideas lógicas por parte del DT, quien ha hecho desaparecer a las sociedades del equipo, el cual está a la deriva esperanzado que algún jugador creativo se invente una genialidad y resuelva un partido.

Los porcentajes de posesión en casi todos los partidos son muy altos, sin embargo, tenemos más empates que victorias en este campeonato, no hemos ganado ninguna etapa en un año del DT, no tenemos juego colectivo, pero eso sí, somos campeones para desaprovechar ventajas con juegos pendientes como sucedió en la primera etapa del año anterior y de este campeonato.

SOLO FALTA EL GOL, TODO ESTA BIEN

Para culminar las mentiras, ayer lo escuché decir que al equipo solo le falta el gol. Esta no solo es la peor mentira sino que desnuda su forma de pensar y su mediocre expectativa para el equipo. Eso significa que ese es el nivel que desea para nuestro equipo, que esa forma de jugar lo satisface, que esa falta de ambición es la que espera, que ese nivel que muestran los jugadores lo llena, que esa ubicación es la que desea para EMELEC……. Cuanta mediocridad en esa aspiración.

Alguien opinará que efectivamente falta el gol y que los jugadores fallan algunas opciones… es cierto, pero de allí a pensar que estamos bien y que no hay muchísimo más por mejorar es seguir tratando de engañar a todo el mundo y eso no es posible. El hincha se cansa y aunque los dirigentes, por no invertir dinero, crean las mentiras eso no sucede con la afición.
NO CREEMOS EN SUS MENTIRAS.

Autor: Alejandro Mendiburo

Facebook Comments