fbpx

Los goles comenzaron a llegar en Emelec

Views: 0
azul oficial

Se acabó la maldición del – Peque” Torales
Alegrí­a. Los cuatro autores del triunfo, Coria (2 goles), Torales, Quiroz y Zambrano, celebran la goleada frente al Espoli (5-1). Con este resultado los azules escalaron al quinto lugar y suman 14 puntos.
El delantero marcó su primer gol con la azul, luego de 734 minutos de espera. EMELEC ahora es quinto.

Si al minuto 79 la jugada de Daniel Mendoza no hubiera sido señalada como offside, el domingo todos los delanteros azules habrí­an marcado.

El argentino entró al cambio en el segundo tiempo para sustituir a Jasson Zambrano, quien consiguió el segundo tanto de los cinco que el ‘Bombillo’ le endosó, al hasta ese momento puntero, Espoli, y su segundo con la camiseta del ‘Ballet’.
“Estoy contento por el momento que estoy viviendo, ya llevo dos (goles) y espero que sean muchos más. Pero éste tuvo un significado especial, porque es mi primero que hago en el Capwell”, dijo Zambrano.

Otro que rompió la “maldición” que lo seguí­a fue Jorge Torales. El paraguayo por fin pudo gritar esa pequeña palabra de tres letras que significa todo para una atacante: “gol”, luego de 734 minutos de espera.

Fue a los 14′ del primer tiempo, cuando el ‘Peque’ se hizo grande y abrió el marcador. Torales se lanzó de palomita y venció a Jacinto Espinoza, a quien al final de la jornada los hinchas ya habí­an bautizado como ‘Jacinco’.

“La verdad es que este gol sirve muchí­simo, porque si después de lo que he pasado, el ‘profe’ me ha brindado su confianza, ahora (con el gol) esta será mayor”, enfatizó el ex Olmedo.

El tercer tanto llegó ví­a David Quiroz. El ‘Cholo’ le ganó la marca a Carlos Preciado y conectó de testa, tras un pase de Joao Rojas, también coautor de los dos primeros goles.

No conforme con esto, el juvenil se llevó a tres y cedió un pase preciso para que Coria concretara de bolea la cuarta de la tarde, ante la mirada atónita de Paulo Massa, quien al final de la jornada indicó que era la primera vez que se “comí­a” un cinco a uno. “La verdad es que nos pasó un camión por encima”, dijo.

Al inicio de la etapa complementaria, Rojas elevó sus ojos al cielo y con las manos en alto, como diciendo: “esto es para ti Señor”, se persignó.

“Gracias a Dios ganamos, yo esperaba celebrar el mí­o, pero el dar cuatro asistencias cuenta como haber hecho medio gol”, señaló el ex Técnico Universitario, a quien Gabriel Perrone hizo jugar de media punta, puesto en el que el explotó más su velocidad.

“Esa idea la trabajamos el viernes. Tengo que reconocer que estábamos con dudas hasta antes de empezar el partido, pero estas se disiparon cuando empezó el encuentro”, reveló el estratega millonario.

El planteamiento le dio resultado a Perrone, un Joao Rojas inspirado se convirtió en el eje del equipo, que ya sumó su quinto partido sin perder.

El juvenil arrancó corriendo por derecha, donde se entendió a la perfección con Carlos Quiñónez, vulnerando fácilmente la marca de Velasteguí­, Angulo y Méndez. Este último tuvo que ver lo roja por la impotencia de no poder marcar a quien fuera su compañero en la Sub 20 tricolor.

No obstante, Rojas luego efectuó sus conocidos cambios de banda y también generó peligro por el costado zurdo.

A los 83′ EMELEC volvió a ser el ‘Ballet’ que no se veí­a hace tiempo, trece toques de corrido provocaron la ovación de los 12.000 espectadores que se agolparon en la ‘Caldera’.

De no haber sido por el gol de Julio Ayoví­, a los 85′, hubiera sido el partido perfecto para los eléctricos, pues habrí­an sumado su quinto cotejo sin recibir goles.

Y como “no hay quinto malo” Coria se mandó un GO-LA-ZO. El argentino dejó a cuatro en el camino y con un sutil remate de zurda doblegó a Espinoza.

Esta vez no lo celebró como el cuarto de la tarde, cuando le robó por unos segundos una gorrita de EMELEC a un pasabolas, sino que se pegó un bailecito robótico.

La próxima cita de los azules, que ya son quintos, será ante el Macárá, en Ambato.

Escribe tu comentario usando Facebook
Entrada siguiente
Emelec cinco partidos sin perder
Entrada anterior
Siete años del fallecimiento de Eduardo “che” Perez
Menú