Compartimos con ustedes un editorial por Jorge Luis Aguirre, si usted tambien desea que publiquemos su opinion envie el texto al correo

Hoy se derramó otra gota del VASO AZUL, nuestro seudo técnico Torres Garcés se equivocó nuevamente en el planteamiento, dejó increí­blemente a Viatri, Hernández y Minda sentados, no en la banca, estaban calentando la tribuna Gral. Gómez.

En un partido aburrido, el único que moví­a los hilos del cotejo fue el
visitante Dep. Imbabura, nuevamente apareció Facundo Corozo por obra y
gracia de Torres Garcés, lo sacó no se de que cloaca pero demostró una vez
más que la camiseta le queda muy grande y lo peor en una posición que no es
su fuerte, digamos que en ninguna ubicación ha funcionado, simplemente no
sirve.

En el primer tiempo bailaron a los defensas y en el segundo nos salvamos en
reiteradas ocasiones de no ser por los pésimos delanteros rivales.

Cuando el funcionamiento de el club ameritaba un cambio radical, nuestro
estratega (calificativo que le queda muy grande) siguió cometiendo los
mismos errores tácticos ya conocidos: lo mantiene a Arroyo en la cancha y lo
saca al único que algo hací­a por el andamiaje del grupo, este es Rivera, por
supuesto no dejemos a atrás al Wipipe.

Ladines ingresó muy tarde y como siempre con la desesperación que lo
caracteriza y fallando en las jugadas decisivas del partido por no tener esa
contundencia que necesita un jugador desequilibrante que es su supuesta
manera de desenvolverse en la cancha.

Arroyo es un caso perdido, sólo Torres Garcés lo ve como buen jugador, no es
nada en comparación al Arroyo de la liguilla anterior, los hinchas le
gritamos de todo tanto dentro como fuera del estadio, inclusive intentó
bajarse del bus para agredir a un seguidor azul porque le estaba cantando
sus cuatro verdades.

Un capí­tulo aparte fue el árbitro que cada vez que soplaban a un defensa,
medio campista o delantero del Imbabura se tiraban al gramado y quemaban
demasiado tiempo a vista y paciencia de este mal réferi, lo mismo el arquero
que cada vez que habí­a un saque de arco se demoraba una eternidad, ni
siquiera una amarilla sacó por esto que va en contra del Fair Play; con esto
no quiero justificar el mal juego del Bombillo.

Profesor Torres Garcés si tiene algo de dignidad y amor a su persona:
RENUNCIE o como la hinchada le gritaba desde la preferencia Pí­o Montufar y a
la salida de los jugadores al Bus de la Institución: LARGATE TÉCNICO
MEDIOCRE Y SIN PERSONALIDAD.

Si nuestros dirigentes permiten la continuidad del actual técnico son
COMPLICES de la debacle del Bombillo, son CULPABLES directos de no poner en
su sitio a este Señor Torres Garcés por sus malas decisiones y sus dobles
discursos, cito algunos: “Me acuerdo de la Cuchara que lo bailó Mondaini en
el clásico del 3 – 0 del año pasado” y después dijo “La Cuchara es un gran
jugador”; “Rodrí­guez es un gran delantero” y después “No sirve”; lo mismo
con Facundo Corozo; Segura llega a EMELEC sin estado fí­sico ni pretemporada
y hace que los dirigentes lo inscriban apresuradamente en el campeonato
cuando recién apareció después de algunas semanas dejando fuera al argentino
Así­s.

Por todo esto y por mucho más tengo que ser reiterativo…..

LARGATE TORRES GARCES !!!

Emelecista, Azul y Eléctrico hasta después de la muerte.

Viva EMELEC Carajo ¡!!

Facebook Comments